El cine y la televisión han logrado hechos asombrosos como que los coches hablen, que los aviones sean pilotados por animales o y que los trenes vuelen y hagan viajes en el tiempo, pero en Italia apareció una locomotora que no necesitaba conductor, y es que la realidad muchas veces supera a la ficción.

La locomotora sin conductor recorrió durante tres horas las vías ferroviarias de las regiones italianas de Calabria, Basilicata y Campania, en el sur del país, sin causar daños ni heridos afortunadamente.

Las Ferrovías del Estado confirmaron que al final la marcha de la locomotora «fantasma» pudo ser detenida gracias a la intervención de los técnicos y del personal ferroviario.

El hecho se inició en la estación de Longobardi, en la costa del mar Tirreno, cuando el maquinista de la locomotora, que efectuaba trabajos sobre los andenes, cayó y el tren partió por sí solo sobre la línea ferroviaria.

Las autoridades ferroviarias decretaron la alarma, que permitió desviar a otros trenes que se encontraban en la ruta, hasta que tres horas después pudo ser desviada sobre una vía muerta cerca de la localidad de Salerno (Campania) y pudo ser detenida por los técnicos.

El incidente no causó daños, ni heridos, pese a lo cual las Ferrovías del Estado abrieron una investigación para depurar responsabilidades. Si bien como veis en este caso no hay implicados ni fenómenos paranormales en la noticia si es cierto que se movió como si fuera una Locomotora «fantasma» en Italia.